VICTORIA: ¡La pesca eléctrica será prohibida en Europa en 2021!

Esta es una inmensa victoria para BLOOM y para nuestra coalición de pescadores artesanales y ONGs pero que intervendrá demasiado tarde para nuestro gusto. Este miércoles 13 de febrero a las 22h pasadas, en Estrasburgo, los negociadores que representan a las tres instituciones europeas (Parlamento, Consejo y Comisión) llegaron a un acuerdo sobre el uso de la corriente eléctrica en el marco del Reglamento de Medidas Técnicas: la pesca eléctrica será totalmente prohibida a los buques pesqueros de la Unión Europea (UE) en todas las aguas que frecuentan, incluso fuera de la UE, el 30 de junio de 2021.En 2017, cuando BLOOM empezó a hacer campaña en el Parlamento Europeo, todos los partidos políticos a excepción de uno (GUE, Izquierda Unitaria Europea/Izquierda verde Nórdica) aceptaron el principio de la pesca eléctrica, los pescadores artesanales ya no tenían ninguna esperanza de verlo prohibido y el debate incluso se centró en su expansión masiva en Europa” recuerda Claire Nouvian, fundadora de BLOOM. “El camino recorrido es gigantesco. Estamos volviendo de muy lejos. Hemos devuelto completamente el ecosistema político a nuestro favor y las negociaciones de esta noche se han centrado casi exclusivamente en la fecha de la prohibición, nadie cuestionó su principio.”

Mientras tanto, los arrastreros que ya están equipados con la corriente eléctrica podrán continuar a utilizar las derogaciones que les fueron otorgadas desde 2007, es decir, dentro del límite del 5% de las flota de buques de pesca de arrastre de los Estados miembros. No se podrán otorgar nuevas derogaciones. Además, el acuerdo político alcanzado deja en claro que la investigación científica debe ser supervisada estrictamente con un número limitado de buques ( 6 buques, lo que ya es mucho) y validada por el organismo científico de la Comisión Europea (Comité Científico, Técnico y Económico de Pesca). .

“¡Por fin! ” exclama Mathieu Colléter, jefe de relaciones institucionales de BLOOM, quien siguió de cerca el caso de la pesca eléctrica en Bruselas. “Nos llevó más de dos años de campaña, dos denuncias oficiales ante la Comisión Europea, una solicitud para abrir una investigación europea por caso de fraude, una intervención de BLOOM ante la Defensora del Pueblo Europeo, cientos de reuniones con los representantes de los Estados miembros y con los parlamentarios en Bruselas para obtener esta prohibición total de la pesca eléctrica.

Sabine Rosset, directora de BLOOM, dice que una prohibición el 30 de junio de 2021 es el resultado de un compromiso demasiado generoso para los holandeses. Acorralados por la prohibición, los industriales defendieron un período de transición de tres años para poder continuar electrocutando el medio ambiente marino hasta 2022, mientras que BLOOM y los pescadores artesanales pidieron una prohibición el 31 de julio de 2019. Un período de transición de más de dos años a partir de hoy son demasiado largos para los pescadores artesanales que han estado sufriendo de la competencia desleal de los buques industriales que pescan ilegalmente desde hace años“, advierte Sabine Rosset. “Mientras tanto, Francia debe prohibir de inmediato la pesca eléctrica en sus propias aguas para que los barcos holandeses ya no puedan pescar en nuestras costas“. Además, es esencial que las instituciones proporcionen un plan de emergencia para apoyar financieramente la pesca artesanal porque ya no tiene los medios para resistir. ”

Cuando comenzamos nuestra campaña contra la pesca eléctrica, todo el ecosistema político jugaba contra nosotros“, recuerda Claire Nouvian, fundadora de BLOOM. Nos embarcamos en esta nueva lucha, sobredimensionada para el pequeño equipo de BLOOM, porque parecía moralmente inaceptable permitir la electrocución de la vida marina. Pero los descubrimientos de nuestros investigadores Laetitia Bisiaux y Frédéric Le Manach nos permitieron exhumar hechos de gravedad insospechada: revelamos una serie de decisiones públicas profundamente corruptas a favor de los lobbies holandeses de la pesca industrial. Nuestra combate dio un giro inesperado en la lucha contra el fraude sistémico, los abusos financieros, el abuso de poder y una disfunción perturbadora de las instituciones. Hoy celebramos no solo una victoria para el medio marino y los pescadores artesanales, sino también una victoria para los ciudadanos. Este resultado es un recordatorio de que con perseverancia y rigor, un pequeño grupo de personas motivadas y apoyadas por la opinión pública puede ganar contra un sistema político-industrial radicalmente hostil.

BLOOM rinde homenaje a la movilización de los pescadores artesanales europeos, las asociaciones[1] y los ciudadanos que han estado haciendo campaña junto a nosotros, así como a algunos políticos quienes jugaron un papel clave en el camino hacia la victoria, como por ejemplo los eurodiputados Younous Omarjee, Yannick Jadot y Rosa d’Amato. La movilización de algunos funcionarios elegidos también fue decisiva, como la de Isabelle Thomas, François Ruffin, Erwan Balanant, Paul Christophe, Jean-Luc Mélenchon (y muchos otros) en Francia, la de Frédérique Ries en Bélgica, de Anja Hazekamp en los Países Bajos y los británicos Richard Benyon, Zac Goldsmith, Julie Girling, John Flack y Peter Aldous.

Frédéric Le Manach concluye recordando: La Comisión Europea ha reconocido los méritos de nuestra queja sobre la ilegalidad del 83% de las licencias de pesca eléctrica y ha anunciado la apertura de un procedimiento de infracción contra los Países Bajos. Pero la decisión depende del Colegio de Comisarios. Pero nos enteramos en la noche del 12 al 13 de febrero, una vez más por los periodistas holandeses, que se tomó la decisión de no procesar a los Países Bajos por sus licencias ilegales. Así es como descubrimos también la decisión de la Oficina de lucha contra el fraude [2] de no iniciar una investigación tras la queja de BLOOM. ¡Ya está bien!“ Le pedimos a Jean-Claude Juncker que se exprese públicamente para informarnos si el Colegio de Comisarios ha bloqueado o no la solicitud de la Dirección General de Asuntos Marítimos y Pesca (DG MARE) para iniciar un proceso contra los Países Bajos. Por otro lado, los millones de euros recaudados bajo licencias ilegales deben devolverse a los contribuyentes europeos, cueste lo que cueste. No nos detendremos aquí ».

El acuerdo alcanzado sobre la prohibición de la pesca eléctrica aún debe ser aprobado por el Parlamento Europeo en una votación plenaria.[3]Es un paso obligatorio pero sin riesgos. Una vez que se ha encontrado un compromiso en un terreno político tan sensible, es casi imposible que el Parlamento lo ponga en peligro“, dice Mathieu Colléter.

Fin del comunicado de prensa

BLOOM agradece a los Chefs reunidos bajo el liderazgo de Christopher Coutanceau, la red Relais & Châteaux, la red Euro-Toques, el Colegio Culinario de Francia, Intermarché y Carrefour que han elegido no comercializar ninguna especie de pescado proveniente de los Países Bajos, así como la asociación de pescaderías ‘Poissonniers de France’.

Breve cronología de la campaña de BLOOM.

Como recordatorio, BLOOM reveló en octubre de 2017, en una queja contra los Países Bajos, que el 83% de las licencias de pesca eléctrica holandesas eran ilegales. El 1 de febrero de 2019, bajo la solicitud de la Defensora del Pueblo Europeo, la Comisión confirmó a BLOOM la exactitud de nuestra queja y declaró que quería iniciar un procedimiento oficial de infracción contra los Países Bajos. La decisión final recae en el Colegio de Comisarios. Jean-Claude Juncker, interrogado por BLOOM, todavía no ha especificado cuándo se tomará esta decisión.

En enero de 2018, BLOOM reveló que la decisión de la Comisión Europea de permitir el uso de la corriente eléctrica, considerada hasta 2006 como un método de pesca destructivo, se tomó deliberadamente contra la opinión de los científicos.

El 16 de enero de 2018, después de un esfuerzo extraordinario de los equipos de BLOOM, de los pescadores artesanales y una coalición de ONGs orquestadas por BLOOM, el Parlamento Europeo vota por una prohibición total y definitiva de la pesca eléctrica en Europa.

En junio de 2018, BLOOM obtiene el archivo de subsidios asignados al sector pesquero holandés y revela, en noviembre, que el desarrollo, en su mayoría ilegal, de la pesca eléctrica en Europa, se realizó con la ayuda de 21,5 millones de euros de dinero publico. BLOOM también presentó una queja y solicitó la apertura de una investigación por caso de fraude en la Oficina Europea de Lucha Contra el Fraude (OLAF) en relación con estos subsidios indebidos.

El 6 de noviembre de 2018, ante una ausencia de respuesta por parte de las instituciones con respecto a las licencias y subsidios ilegales, BLOOM solicitó la intervención de la Defensora del Pueblo Europeo por mala administración y renovó su queja ante la OLAF.

Cuando se le pidió que respondiera antes del 31 de enero de 2019, la Comisión Europea finalmente confirma a BLOOM que nuestras acusaciones son bien fundadas: las licencias son ilegales y la Dirección General de Asuntos Marítimos y Pesca de la Comisión está solicitando la apertura de un procedimiento de infracción contra de los Países Bajos.

Lea nuestro comunicado de prensa en inglés.

Lea nuestro comunicado de prensa en francés.

Lea nuestro comunicado de prensa en italiano.

Notas y referencias

[1] Blue Marine Foundation; Blue Ventures; COAST; End Ecocide; Irish Wildlife Trust; Lonxanet; Notre Affaire A Tous; Open Seas; The Black Fish; Shark Project Germany; Slow Food; LIFE; NUTFA; SIFT; IJmuiden fishermen; Coalition Clean Baltic; Pan Cypriot Association of Professional Fishermen; Fishermen United; Fileyeurs Hauts-de-France; IIMRO; Leigh and Southend fishermen; Lowestoft Fish Market Alliance; Thanet fishermen / Queenbourgh fishermen; Plateforme Petite Pêche; Fischereischutzverband Schleswig-Holstein; MedReact; C-LIFE; Foreningen for Skånsomt Kystfiskeri; Climaxi.

[2] http://www.bloomassociation.org/en/wp-content/uploads/2019/02/olaf-letter-illegal-licences.pdf

[3] Este voto tendrá necesariamente que tener lugar en la semana del 15 de abril como más tarde, fecha que marcará la apertura de la última sesión plenaria del Parlamento Europeo antes de la elecciones.

 

Share :